Blog

Marcas sonoras en Nicaragua

Autor: Aura Torrez | Junior Associate at Alvarado y Asociados

Nuestra legislación establece qué signos pueden constituir una marca, y dice: las marcas podrán consistir entre otros, en palabras o conjunto de palabras, lemas y frases publicitarias, letras, cifras, monogramas, figuras, retratos, etiquetas, escudos, estampados, viñetas, orlas, líneas y franjas, y combinaciones y disposiciones de colores, sonidos y otros signos perceptibles, tales como los olores. Podrán asimismo consistir en la forma, presentación o acondicionamiento de los productos o de sus envases o envolturas, o de los medios o locales de expendio de los productos o servicios correspondientes.

A esos signos peculiares como los sonidos y los olores se les reconoce como marcas no tradicionales y es que como bien lo dice no son el tipo de marca que comúnmente se encuentra registrada, pero sí son objeto de protección, muchas compañías les interesa poder proteger todo lo que ha sido fruto de su esfuerzo para posicionar sus productos como número uno en el mercado, por eso tratan en la medida de lo posible proteger lo que se pueda. Por ejemplo cuando en televisión escuchamos un león rugiendo podemos pensar en Metro Goldwyn Mayer, esa es una marca sonora.

Una marca sonora consiste en un sonido o una combinación de sonidos que son capaces de referirnos el origen empresarial. Por eso podemos decir que las marcas no sólo se ven, también se oyen.

Muchos sonidos nos son familiares y podemos pensar en una empresa o en un producto en particular al escucharlos. Se puede deducir algo por el sonido que se emite, y es que si escuchamos el sonido de olas junto con trinar de aves fácilmente podemos remontarnos a pensar en una playa, o si escuchamos el sonido de una sirena inmediatamente pensamos en una ambulancia o en la policía. La marca sonora funciona de la misma manera, con ella la empresa pretende que el consumidor al escuchar ese sonido particular, se remonte a pensar en el producto o servicio de esa empresa.

Muchas empresas han trabajado en la evolución de sus logotipos, y a través del tiempo estos han variado a como originalmente fueron diseñados. Y en esa evolución también han diseñado marcas sonoras, marcas que logran esa conexión con los clientes de una compañía, a veces hasta no es necesario ser un cliente de la empresa para reconocer la marca sonora de dicha empresa. Por ejemplo muchas personas no saben manejar una moto, o nunca se han comprado una, sin embargo reconocen el sonido de una moto Harley Davidson, y ese es el propósito de una marca que sea reconocida para x producto y que pertenece a x empresa. El sonido de la Harley Davidson es una marca sonora, y una marca sobresaliente. También tenemos el caso de la marca sonora de Nokia, cada vez que se encendía un teléfono Nokia escuchábamos ese sonido muy particular, que reconocemos es de Nokia. En este sentido podemos decir que las compañías de telefonía celular van a la vanguardia en lo que es marca sonora.

En Nicaragua es posible el registro de marcas sonoras aunque en la Ley de Marcas y Otros Signos Distintivos no esté contemplado cada paso para su registro, por lo que es de suponerse que el trámite será igual que una marca tradicional, por ejemplo no dice cuántas reproducciones deben de presentarse con la solicitud o cómo en otras jurisdicciones, no dice que si la marca sonora debe ser musical o no musical, por lo que es de entenderse que podrán solicitarse de ambas maneras.

Actualmente en el Registro de la Propiedad Intelectual de Nicaragua los únicos requisitos adicionales que exigen a la hora de presentación de una solicitud de marca sonora es la reproducción de la marca en CD, no especifican el formato que por lo general será MP3, la representación gráfica del sonido la que puede efectuarse por medio de la descripción por escrito; la notación musical o pentagrama; el nombre de la obra musical de que se trate. Actualmente en Nicaragua no se encuentra registrada ninguna marca sonora, pero sí están en trámite de registro tres marcas sonoras.

Las marcas sonoras al igual que las marcas tradicionales deben de ser fuente de identificación de productos y servicios de sus similares en el mercado. Por lo tanto deben de cumplir con los mismos requisitos, que tengan distintividad y que sean novedosas, y que además no caigan en las causales de no registrabilidad por un derecho anterior de tercero que podría causar un riesgo de confusión o de asociación.

Con la evolución de los medios y de la tecnología cada vez es más usual hablar de marcas sonoras, las empresas en su reinvención logran que hasta un olor sea reconocido por el consumidor, es por esto que las marcas han tomado un valor impresionante para las empresas y la posición de éstas frente a sus competidores, por lo que no es de extrañarse que se sigan dando más registros de marcas no tradicionales.

Si desea mas información por favor contactar a Aura Torrez atorrez@alvaradoyasociados.com.ni

Bookmark and Share

Sign up to receive our monthly newsletter and legal updates

Nombre :
Email :